Está usted entrando en un web con contenidos médicos
¿Es usted profesional de la salud?

 
Revista Española de Cardiología Revista Española de Cardiología
Rev Esp Cardiol. 2017;70:247-53 - Vol. 70 Núm.04 DOI: 10.1016/j.recesp.2016.07.014

Seguimiento a largo plazo de pacientes con estenosis aórtica grave tratados con prótesis autoexpandible

Pablo Avanzas a, Isaac Pascual a, Antonio J. Muñoz-García b, José Segura c, Juan H. Alonso-Briales b, Javier Suárez de Lezo c, Manuel Pan c, Manuel F. Jiménez-Navarro b, José López-Aguilera c, José M. Hernández-García b,, César Morís a

a Área del Corazón, Hospital Universitario Central de Asturias, Oviedo, Asturias, España
b Servicio de Cardiología, Hospital Clínico Universitario Virgen de la Victoria, Málaga, España
c Servicio de Cardiología, Hospital Universitario Reina Sofía, Córdoba, España

Selección del Editor

Contenido Relacionado

Palabras clave

TAVI. Estenosis aórtica. Pronóstico. Tratamiento.

Resumen

Introducción y objetivos

El implante percutáneo de válvula aórtica (TAVI) es una alternativa eficaz y segura al tratamiento quirúrgico de pacientes con estenosis aórtica (EA) grave inoperables o con alto riesgo quirúrgico. El objetivo primario de este estudio es evaluar la supervivencia a muy largo plazo de pacientes con EA grave tratados mediante TAVI.

Métodos

Estudio observacional, multicéntrico y prospectivo con seguimiento de todos los pacientes consecutivos con EA grave sintomática a los que se trató mediante TAVI en 3 hospitales españoles de alto volumen.

Resultados

Se incluyó a 108 pacientes a los que se implantó una prótesis autoexpandible CoreValve. La media de edad en el momento del implante era 78,6 ± 6,7 años, 49 pacientes (45,4%) eran varones y la media de EuroSCORE logístico, 16% ± 13,9%. La mediana de seguimiento fue de 6,1 años (2.232 días). Las supervivencias al final de los años 1 a 6 fueron del 84,3% (el 92,6% tras el periodo de hospitalización), el 77,8, el 72,2, el 66,7, el 58,3 y el 52,8%. Al final del seguimiento habían fallecido 71 pacientes (65,7%), 18 (25,3%) por causa cardiaca. De los supervivientes, el 82,5% se encontraba en clases I-II de la New York Heart Association. Seis pacientes (5,5%) presentaron disfunción protésica.

Conclusiones

La supervivencia a largo plazo de los pacientes con EA tras una TAVI es aceptable. Las principales causas de mortalidad son la cardiovascular durante el primer año y no cardiacas los años posteriores. La funcionalidad de la válvula se mantiene a lo largo del tiempo.